Forest & Fourneaux

Jacques Fourneaux inicia su actividad de “negociante” en 1734 en “Rheims”, comercializando en un principio vinos tranquilos de champagne, tinto o blanco y luego vinos efervescentes. Es el tercero en la historia del champagne en unirse al negocio.
Los Fourneaux desarrollan la exportación y se asocian en el año 1820 con Antoine Forest. Rápidamente, el nuevo negocio va prosperando con el nombre de “Forest-Fourneaux”. Ocupa durante un tiempo el Hotel Le Vergeur, antes de trasladar su actividad a la calle de Tambour, en la Residencia de los Condes de Champaña. En esta época, la Casa aísla cada cosecha y cada añada: “Vinos de Sillery”, “Vinos d’Aÿ”, “Vinos de Bouzy”… ¡sin utilizar todavía el término Champagne!